jueves, 4 de febrero de 2010

La primera palabra

La primera palabra sonó dulce,
a viento, agua y pájaros.
Se fue desenredando la lengua,
cómo una alfombrilla
sin estrenar.
Y tras la lengua, la garganta
emitiendo sonidos guturales
con su rosario de piedritas,
ansiosas por relatar.
¿Cual fue la primera palabra?
El tacto no lograba conciliarse con la voz,
hasta que el viento trajo
el dulce olor lácteo,
la suavidad nítida del seno
y ese conciliador canturreo,
apenas perceptible,
pero capaz de calmar todo dolor.
Fue entonces que nació la primera palabra,
la mejor palabra que el hombre
haya inventado:
"mamá".
La Gata Rosa