miércoles, 12 de agosto de 2009

Y



Y



Y novecientas noventa y nueve mil


veces


te digo que te amo


y se me acaban los números


y se me esfuman las letras


y me muero en tu cuerpo


y me avasalla la dicha.






Y me prendo a los vocablos


con que relatas mi nombre


y me llamas "deseada"


y "lenta gota que quema"


y "cuenco de mi lengua


y "mar enfurecido"


y "verde que calma"


y "grano de sal"


y "arena derramada"






Y tomo los pinceles


Y te dibujo en la tierra


y te pinto con signos


permanentes


Y me recuerdas por siempre.




La Gata Rosa


6 comentarios:

  1. De mayor quiero escribir las cosas de forma tan simple y hermosa como la heces tú.

    ResponderEliminar
  2. ¡Anda Ana, no me digas que ahora los pájaros le tiran a las escopetas!
    Enrojezco de la satisfacción.
    soD sotiseB:La Gata Rosa

    ResponderEliminar
  3. Daniela me ha gustado enormemente visitarte de nuevo amiga mia, buen poema
    Un abrazo
    Stella

    ResponderEliminar
  4. Stella: Gracias por tu visita y gracias por dejarme sentir tu amistad
    nU otiseB:La Gata Rosa

    ResponderEliminar
  5. Querida Daniela, soy feliz de poderte corresponder con mi visita y comprobar que en tus poemas hay tanta emotividad y sutileza. Es un gusto leerte, amiga mía.
    Si me lo permites, seré tu seguidora y tu amiga.

    Mi abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
  6. Tu visita para mi es un honor, eres una sonetista maravillosa y tu poesía sencillamente me encanta.
    Gracias por haber estado aquí: Daniela

    ResponderEliminar